Mi blog se ha mudado! Redireccionando…

Deberías ser redireccionado/a automáticamente. Si no, visita http://labuhardilla.wordpress.com y actualiza tus enlaces.

miércoles, 28 de septiembre de 2005

When Fiction Becomes Reality

Estaba en la tienda de cómics Arkham (un sitio estupendo, en c/ Xuclà, 16 de Barcelona) refugiándome de la llúvia y curioseando entre sus maravillas con una amiga y, al salir, veo una especie de revista gratuita. La cogí pensando que era un catálogo de alguna editorial de cómics o algún primer número gratuito de algún nuevo fanzine o algo parecido. Hasta que no llegué a casa no lo abrí y lo estudié con atención, y aún ahora no salgo de mi asombro. "An entertainment Magazine", dice. "Número 10". Y en letras grandotas: "WENDY & RITA".

Parece un cómic pero no lo es. ¿O sí?

Se trata de lo nuevo en "Product Placement". Algo así como la leche Pascual que desayunaban en la serie "Médico de familia" y que estaba bien visible sobre la mesa, o el aceite Carbonell que usa ahora Arguiñano o la marca de zapatillas en "I, robot"... Sólo que, en este caso, a algún lumbreras se le ha ocurrido adaptarlo al medio del cómic creando "una revista de tendencias dirigida a chicas" en la que las dos protagonistas del título aparecen en una especie de historia formato cómic (pésimo argumento, dibujos con poco acierto que parten de fotos) y en sus aventuras enseñan y visten todo un catálogo de marcas y productos que han pagado previamente por publicitarse. Hay tarifas diferentes según sea un anuncio pasivo, activo, verbal o hiperactivo (por lo visto hay seminarios de Márketing sobre este tema, yo es que ya no sé qué pensar).

Aparte de la historia (por llamarla de alguna manera) y la galería de "Estilismos" de las protagonistas (donde se nombran las marcas una por una) hay un making-of, cartas de lectores, una entrevista y un espacio "para colgar los festivales más cañeros" (por supuesto cito textualmente).

En una respuesta a una carta de un lector/a dicen:

Al principio algunos anunciantes se reían y pensaban que era un juego, en España el cómic nunca ha tenido interés comercial, eso por un lado lo ha mantenido muy virgen, cosa que está bien, pero por otro estaba llevándolo a la marginalidad que, al final, le acaba restando grandes posibilidades. En cuanto a la pasta, el primer año perdimos, ahora lo estamos recuperando y el siguiente esperamos ganar lo suficiente para ofreceros todo lo que pedís en vuestras cartas e incluso que llegue el momento de hacer los capítulos mensuales o ¡llevarlo a la tele!

¿Qué hay de malo en la marginalidad?

Nuestros cómics no están repletos de páginas de publicidad como los americanos ¿y eso es malo? Aquí los cómics son un producto minoritario (esperemos que cada vez menos, pero no voy a hacerme ilusiones) y por eso los pagamos a precio de oro y sufrimos los vaivenes de quienes los publican en nuestra lengua (si es que lo hacen) y tenemos tan poca edición propia que nuestros artistas tienen que huír al país vecino. ¿Es mucho pedir que, como contrapartida, no estén llenos de anuncios?

¿La publicidad va a ayudar en algo a hacer más populares los cómics?

No, señores y señoras de Wendy & Rita, yo creo que más bien se aprovechan ustedes de una moda, de una corriente estética en alza, para hacer su negocio de publicitar marcas de una forma más atractiva para los jóvenes, de una manera supuestamente más sutil o subliminal. Por otro lado debo ensalzar la loable labor de imaginación que supone su propuesta (hasta cierto punto) y, sobre todo, que den ustedes trabajo a diseñadores, ilustradores, maquilladores, guionistas y actores, que falta hace.

Sigo en shock, sin saber si mi reacción primera de repugnancia es la adecuada o sólo se debe a que soy una friqui o una snob. Seguiré informando.

11 comentarios:

Dazhu dijo...

¡Para nada eres una snob, Nuala!

No aguanto a esos jóvenes tiburones de la publicidad deseosos de triunfar (o cualquier joven tiburón cuya meta sea "triunfar") que se devanan los sesos pensando un mercado que poder ocupar. Un virgen oasis de los que ya no quedan, vaya. Y ahora le toca al cómic, que parece que está dejando de ser un producto destinado a una minoría marginal para sufrir los inconvenientes y nunca las ventajas de estar en una minoría "intelectual" (no entiendo cómo puede estar esa supuesta minoría tan irritablemente extendida).

Ya no tenemos suficiente con pagar una verdadera pasta por ellos, sino que además tendremos que aguantar a las Wendy & Rita o cualquier imitación chic de Jordi Lavanda. Están locos estos romanos.

Saludos!

Nuala dijo...

Lobezno le dirá a Cíclope:
- ¡Caramba! ¿Dónde te has comprado esas botas, Scott? ¡Son realmente fashion!
- Mira, Logan, son el nuevo modelo de Paco Rabanne... ¡Ideales!

Blackstar dijo...

Verdaderamente increible. Por cierto, que quiero pasarme por la tienda de cómics!! También quiero que me recomiendes algo de lo último que has leido en cómic y que sepas que puede gustarme. Me fio de tu gusto.

Besos!

Nuala dijo...

Mejor te respondo por mail, ¿no te parece?

Últimamente vengo leyendo bastante europeo y japonés de calidad de la colección Tallada. Pero hay varios clásicos intemporales que no sé si has leído y que todo el mundo debería disfrutar en su vida.

Blackstar dijo...

Ok entonces por mail.

Espero tus sugerencias!

eduslayer dijo...

los comics son el opio del pueblo.

Y los modernos su plaga.


Kill 'em all

Troutman dijo...

Snobismo es recomendar comics de manera privada, privándonos a los pobres mortales de referencias válidas para aumentar la pila de 2Pendientes" o la lsita de "Comprables"

No tengo nada en contra de Wendy y Rita, el comic es una extensión tan basta que tiene cabida cualquier memez, que siempre ser´´a lo que acabe triunfando, con lo que podremos mantener nuestra postura de flotante superioridad sobre el resto de la humanidad al leer comics intelectuales.

Ahí queda eso, para variar

Nuala dijo...

Vale, soy una snob y una gafapasta, lo sabía... Jajajajaja...

En realidad no estaría en contra de Wendy y Rita si sólo fuera un cómic estúpido sobre dos niñas pijas vestidas de Mango. La cosa está en que, además de ser eso (que lo es), me fastidia la manera en que intenta disfrazar de arte underground lo que en realidad es una revista de publicidad.

Está bien, ya escribiré algo sobre los mejores cómics de mi vida o algo así, para extendre la recomendación a todos.

Anónimo dijo...

La publicidad existe y punto, sin ella ninguna marca tendría sentido. Y la esclavitud de la que vosotros hablais es una elección, nadie nos pone un arma en la cabeza para comprar, eso es lo bueno que hay mil opciones y si vosotros odiais las marcas, pues vayanse a china y hundan a sus paises. En cuanto a Wendy y Rita, quiero deciros que no son comics, son fotografías "coloreadas" por odenador, y a mi me parece que es una forma creativa y divertida de enseñar la publicidad. Simplemente me encanta!

Nuala dijo...

Los cómics pueden adquirir muchas formas. Y las fotografias coloreadas es una de ellas. No entiendo que por ser fotografías coloreadas no puedan ser cómics cuando tienen forma de cómic, viñetas secuenciales y todas las características de un cómic...

Que te guste me parece genial. A mí me horroriza, aunque esté de acuerdo en que es una forma original de hacer publicidad... Lo que me horroriza es que sea publicidad encubierta.

Anónimo dijo...

decir que es publicidad encubierta es llamar tonto al personal...Cualquiera que haya pillado esta revista bien ve que solamente es una manera distinta y original de hacer publicidad. Todas las revistas viven de la publicidad y yo prefiero ver la publicidad de unas zapatillas en un comic fresco y colorido que un anuncio con el futbolista de turno con las zapatillas en la mano y sonrisa Profiden. Viva Wendy y Rita. Y punto Pelota.