Mi blog se ha mudado! Redireccionando…

Deberías ser redireccionado/a automáticamente. Si no, visita http://labuhardilla.wordpress.com y actualiza tus enlaces.

viernes, 14 de octubre de 2005

My corset


Eugène Atget,
"Corsets"
Una persona que conozco de otro foro que no es el de Riff-fanzine tiene un blog que aún no comprendo: Tighten my corset. Hay todo un glosario de términos referentes a los corsés. Es curioso y me intriga el por qué de tal listado. Le he preguntado a la responsable y espero ansiosa la respuesta. Puede que el interés sea histórico o lingüístico. No es el tipo de mujer a la que creería interesada en ponerse un corsé si no es para un disfraz de Halloween.

Un corsé me parece una prenda muy simbólica de cómo las mujeres hemos sido dominadas por las modas y las apariencias, y de cómo lo estamos aún, para qué engañarnos. El uso continuado del corsé puede causar graves enfermedades como desplazamiento de órganos (riñones, útero causando esterilidad o abortos), estrés respiratorio, problemas gástricos, congestión venosa (embolias pulmonares, trombos), atrofias musculares severas, desviación de columna... Algunas mujeres no podían volver a caminar si no lo llevaban puesto. Un corsé, para mí, es un símbolo de la presión social sobre la mujer. ¿Se ha reducido esa presión social para que seamos perfectas o ha aumentado, ya no sólo en la mujer sinó también en el hombre?

Yo no quiero ser perfecta. Me horroriza serlo en cualquier sentido...

No he conseguido encontrar la foto que buscaba. Tendré que hacerla yo misma. Quizá no exista porque la imagen que me viene a la memoria pertenece a un videoclip musical del grupo Counting Crows, de la canción "A Long December", creo. Una mujer de espaldas, parada, mirando el escaparate de una tienda cerrada que exhibe vestidos de novia. Me parece muy evocadora de lo que quiero decir hoy...


Philippe Halsman
Llegadas a cierta edad parece que, de repente, se hace muy evidente que el objetivo inminente de muchas mujeres que llegan a la treintena es encontrar por todos los medios un hombre y casarse. Quizá no en mi círculo de amistades, quizá no en el de los que leen este blog, pero seamos realistas: la verdad está ahí fuera. La mayoría de amigas del instituto ya están casadas o a punto de hacerlo, algunas ya piensa en tener críos... ¿Serán más felices que yo teniendo un objetivo vital tan claro? Yo aún no sé qué va a ser de mi vida (quizá ese es mi corsé), así que se me hace imposible pensar siquiera en poner otro ser humano tembloroso y lleno de dudas en el mundo.

Para la evolución yo soy el fracaso, desde luego.

9 comentarios:

Blackstar dijo...

Nuala, me ocurre como a ti. Parte de mis amigas ya están casadas, tienen niños, o piensan en tenerlos. Afortunadamente, otras no. Eso me reconforta. Yo creo que somos muchas las que no planificamos tanto nuestra vida. O simplemente, no sabemos lo que queremos o cuando lo queremos. No me cambio por nadie.

Troutman dijo...

Punto 1) como los comentarios de entradas anteriores son difíciles de ver (salvo en el blog de Blackstar, que ya me gustaría saber implementar esa columnita de últimos comentarios realizados), planto aquí lo que me sugiere los siguiente: "No quiero saber si la anterior amante de mi pareja era mejor que yo, no quiero saber si mi familia no está orgullosa de mí, no quiero saber que a esa persona que me acaban de presentar le parezco borde, no quiero saber que le gusto a ese chico al que yo veo como un amigo, no quiero entender todas las razones de los que me rodean... "

Aquí entramos en el maravilloso mundo de las corazas y el autoengañoi, que dará para otra entrada cualquiera, pero yo, por ejemplo no quiero saberlo pero sí quiero. Quiero investigarlo, quiero averiguarlo, deducirlo, interpretarlo, poner la centrifugadora. Y por cierto,

no quiero saber que le gusto a ese chico al que yo veo como un amigo

ésto es algo que sabeis SIEMPRE pero intentais olvidar (hey, hablando en tono muy general, que conste).

Por otra parte, ayer durante la cena, otro compañero de curro y, además, gran amigo y gran tipo se casa. Además por la iglesia, contra todas sus convicciones. Las otras dos chicas de la cena están prácticamente en las mismas, y durante el marasmo, que duró más de una hora, de soluciones Ikea, hipotecas, restaurantes, tasaciones, molduras y cursos prematrimoniales me sentí absolutamente ajeno. Como si tuviera 20 años. Tengo que darle más vueltas a ésto.

Riddle dijo...

Desde cierta perspectiva da pavor llegar a esa situación de cenas en plan tranqui en la que se discuten los nuevos muebles que se van a poner en la casa o el segundo plato del banquete de boda. Aún hay tiempo.

Está claro que hay una época del año casi consagrada a la introspección y al análisis minucioso.

Nuala, me ha encantado el blog de los corsés y etc. Cuanto menos, original.

Saludos!

Nuala dijo...

Si os ha gustado lo de los corsés agradecédselo a Sherezade, una chica madrileña que conocí a través de cyberdark.net. Aún no ha contestado a mi pregunta, estoy a la espera.

Punto 1) Pues yo no quiero saberlo, en serio. No quiero saberlo con la absoluta seguridad que da leer la mente del otro. Y, en el caso del sexo no quiero saberlo en absoluto. Yo soy la mejor y punto. REspecto a lo demás prefiero adivinarlo o hacerme ilusiones, que es más bonito. Y, respecto a lo de saber cuándo le gustas al chico-amigo, debo tener ese sentido atrofiado: nunca me entero cuando le gusto a alguien. Roger fue víctima de eso. Quizá algún día lo explique, cómo me pilló por sorpresa, como siempre, cuando me lo dijo.

Aún no he tenido cenas de esas tranqui en las que hablan de decoración. Afortunadamente las amigas que siguen a mi lado piensan como yo.

Por cierto: yo también quiero esa columnita de últimos comentarios que tiene Blackstar. Preguntaré a mi (ex)informático si es posible...

Troutman dijo...

En mi contínuo ánimo de ser genialmente ininteligible pretendía decir aproximadamente lo que comentas. No quiero tener la certeza de nada de eso nunca, porque lo que da la sal a la vida es el juego de intentar averigüarlo o intuirlo. El juego de las apriencias y las caretas que me jode y me da cuerda. Escepto lo del sexo, de acuerdo.

No se puede repetir tantas veces además y cena dentro de un único párrafo, qué despilfarro

Kilgore dijo...

Troutman said...
".../... como los comentarios de entradas anteriores son difíciles de ver (salvo en el blog de Blackstar, que ya me gustaría saber implementar esa columnita de últimos comentarios realizados) .../..."


Cómo que no están? Y eso que hay abajo en la columna de la derecha que es? eh? eh?

(vale, vale, antes no estaban, pero no ha sido demasiado complicado)

Nuala dijo...

¡Qué eficiencia!
Gracies, encant!

Tighten my corset dijo...

Hola

Muchas gracias por pasaros a ver mi blog Tighten my Corset. Todo empezó cuando me decidí a crear mi propio corsé de ballenas y fui paso a pasao poniendo como lo hacía, con imagenes yde los patrones etc.

Ahora estoy a la espera de poder hacer otro. Mientras he comenzado un glosario que me ayuda a aprender muchas cosas y lo comparto con los que quieran leerme.

Por qué? por puro fetichismo. Me encanta esta prenda pero como fetiche, como intento de dominar a la mujer y sin embargo como muchas han aprendido a llevarlo con gusto. No soy una fetichista extrema de las que tratan de hacer el entrenamiento para modificar su cuerpo. Simplemente me gusta.

Respeto a tu post... bueno, yo busco mi camino y no me importa a donde van los demás, sólo quiero realizarme. Quizás adopte un niño, quizás no, quizás me case, quizás no, pero es mi propio camino.

Un besazo
Sherezade

Nuala dijo...

Besos, Sherezade, gracias por explicarte aqui. Me parecía, como mínimo, raro lo de hacerse un corsé. No conozco a nadie más que haga una cosa tan peculiar.

Mi post no hablaba en absoluto de ti, como vuelvo a aclarar, era una reflexión a partir del concepto de corsé, de estar encorsetado. Parte de tu blog pero sólo conceptualmente. Creo que te conozco un poquitín de leerte y no te creo en absoluto "encorsetada".

Visitad el otro blog de cuentos y poemas de esta chica: http://kissmystilettoheels.blogspot.com/